Connect with us

Culto Católico

«Dios nos libera en situaciones sin vía de escape»

Published

on

Al presidir la misa en el «Megaron Concert Hall», en el marco de su visita a Grecia, Francisco llamó a no temer y recordó que la clave está en confiar en Dios y ponerlo en primer lugar.

El Papa Francisco presidió la misa del segundo domingo de Adviento en el «Megaron Concert Hall» de Atenas, en el marco de su viaje apostólico, tras haber visitado por la mañana a los migrantes y refugiados en la isla de Lesbos.
Reflexionando sobre la figura de San Juan Bautista que nos presenta el Evangelio del día, el Santo Padre destacó en su homilía dos aspectos: por un lado, el lugar donde se encuentra el profeta, es decir, el desierto; y por otro el contenido de su mensaje, la conversión: «Desierto y conversión: en esto insiste el Evangelio; y tanta insistencia nos hace pensar que estas palabras nos afectan directamente».
En este sentido, el pontífice profundizó sobre la paradoja del desierto ya que el Precursor «prepara la venida de Cristo en este lugar inaccesible e inhóspito, lleno de peligros», cuando en realidad, cuando uno quiere dar un anuncio importante, «normalmente va a lugares bonitos, donde hay mucha gente, donde hay visibilidad».
«Juan, en cambio, predicaba en el desierto -continuó explicando Francisco- en ese espacio vacío que se extiende hasta el horizonte y donde casi no hay vida, allí se revela la gloria del Señor. Este es otro mensaje reconfortante: Dios, hoy como entonces, dirige la mirada hacia donde dominan la tristeza y la soledad».
Y precisamente, esto podemos experimentarlo en nuestras propias vidas, ya que – recordó el Papa- ya que Él llega hasta nosotros sobre todo en la hora de la prueba; nos visita en las situaciones difíciles, en nuestros vacíos que le dejan espacio, en nuestros desiertos existenciales
De ahí surge para Francisco una fuente de esperanza para los cristianos: «Predicando en el desierto, Juan nos asegura que el Señor viene a liberarnos y a devolvernos la vida justo en las situaciones que parecen irremediables, sin vía de escape», aseveró Francisco haciendo hincapié en que no hay por tanto, lugar que Dios no quiera visitar.
Asimismo, el Papa alentó a los fieles católicos de Grecia a no temer el hecho de ser una minoría, de no temer a la pequeñez, «porque la cuestión no es ser pequeños o pocos, sino abrirse a Dios y a los demás. Y tampoco tengan miedo de la aridez, porque Dios no la teme, y es allí donde viene a visitarnos», puntualizó.
En cuanto al segundo aspecto propuesto por el Evangelio, la conversión, el Papa indicó que el Bautista la predicaba sin descanso y con vehemencia: «También este es un tema ‘incómodo’. Así como el desierto no es el primer lugar al que quisiéramos ir, la invitación a la conversión no es ciertamente la primera propuesta que quisiéramos oír. Hablar de conversión puede suscitar tristeza; nos parece difícil de conciliar con el Evangelio de la alegría. Pero esto sucede cuando la conversión se reduce a un esfuerzo moral, como si fuera sólo un fruto de nuestro esfuerzo. El problema está justamente ahí: en basar todo en nuestras propias fuerzas; ahí también anidan la tristeza espiritual y la frustración».
Por otro lado, ante la pregunta ¿qué quiere decir que nos debemos convertir?, Francisco subrayó la exhortación de Juan a la conversión, que nos invita a ir más allá de lo que nos dicen nuestros instintos y pensamientos, sin detenernos aquí, porque la realidad es más grande.
«La realidad es que Dios es más grande. Convertirse, entonces, significa no prestar oído a aquello que corroe la esperanza, a quien repite que en la vida nunca cambiará nada; es rechazar el creer que estamos destinados a hundirnos en las arenas movedizas de la mediocridad; es no rendirse a los fantasmas interiores, que se presentan sobre todo en los momentos de prueba para desalentarnos y decirnos que no podemos, que todo está mal y que ser santos no es para nosotros. No es así, porqué está Dios».
Es necesario fiarse de Él, porque Él es nuestro más allá, nuestra fuerza. Todo cambia si se le deja el primer lugar a Él. Eso es la conversión: al Señor le basta que dejemos nuestra puerta abierta para entrar y hacer maravillas, como le bastaron un desierto y las palabras de Juan para venir al mundo.
Por último, el Papa invitó a pedir la gracia de «creer que con Dios las cosas cambian, que Él cura nuestros miedos, sana nuestras heridas, transforma los lugares áridos en manantiales de agua. Pidamos la gracia de la esperanza. Porque la esperanza reanima la fe y reaviva la caridad. Porque los desiertos del mundo hoy están sedientos de esperanza. Y mientras este encuentro nos renueva en la esperanza y en la alegría de Jesús, y yo gozo estando con ustedes, pidamos a nuestra Madre Santísima que nos ayude a ser como ella, testigos de esperanza, sembradores de alegría a nuestro alrededor, no sólo cuando estamos contentos y estamos juntos, sino cada día, en los desiertos donde vivimos. Porque es allí que con la gracia de Dios, nuestra vida está llamada a convertirse y a florecer».

Culto Católico

La primera capilla en honor a Brochero cumplió cinco años

Published

on

Monseñor Olivera se mostró agradecido y emocionado por la historia de la capilla y el Parque temático Brochero Santo: «Siempre recordar es volver al corazón», manifestó.

La primera capilla en honor al santo Cura Brochero cumple cinco años desde su consagración, el sábado 21 de enero de 2017, en el predio La Providencia, en la localidad cordobesa de Villa Cura Brochero, Valle de Traslasierra.
«Siempre recordar es volver al corazón», expresó monseñor Santiago Olivera, obispo castrense de Argentina.
En octubre de 2010, monseñor Olivera bendijo solemnemente e impuso el nombre La Providencia al predio por el que tanto luchó por conseguirlo el presbítero Ricardo Ricotti, fallecido en 2004.
Luego, al predio se le sumó la construcción e inauguración de la Casa del Peregrino, y en él, la capilla y campanario. Además, tras la propuesta del gobierno provincial, se aprobó el diseño y la construcción del Parque temático Brochero Santo, inaugurado el 6 de enero de 2021.
En la misa de consagración, el 21 de enero de 2017, monseñor Olivera expresaba que «el Cura Brochero está aquí presidiendo el altar; pero también la Virgen Santísima, la Purísima, pero ésta no es la Purísima a quien rezaba Brochero, nosotros la llamamos la ‘Purísima de Brochero’ porque le hemos agregado el poncho, signo de ese acoger, de ese abrigar, de esa gauchada, de ese acompañar, de ese recordar la historia y las raíces de nuestro pueblo, y lleva además el rosario que el Cura Brochero desgranaba por el bien de su pueblo».
Hoy, en el quinto aniversario, reiteró: «Recordar es volver al corazón, como digo, para dar gracias por estos cinco años de consagración del templo. Y también, además de agradecer a Dios: pasan por mi corazón y por mi memoria tantos hombres y mujeres que colaboraron, que se pusieron este trabajo al hombro desde el arquitecto, los albañiles, la gente de la Curia, la gente de allí de Villa Cura Brochero, y tantos que colaboraron para que esto sea realidad».
Por último, agradeció por el campanario, regalo del papa Francisco y expresó: «Para mí fue un gozo muy grande poder consagrar esa Iglesia y saber que allí se sigue custodiando, conservando y profundizando esta vida tan ejemplar».

Continue Reading

Culto Católico

El Vaticano se refiere al informe de la Iglesia alemana

Published

on

Vocero vaticano expresó «vergüenza y remordimiento» por casos denunciados y cercanía con las víctimas. Mons. Georg Gänswein anticipó que Benedicto XVI «examinará el texto con la atención necesaria».

Al menos 497 personas han sufrido abusos en la arquidiócesis de Múnich-Freising, en un periodo de casi 74 años (desde 1945 hasta 2019). La mayoría de las víctimas varones son 247, mientras las mujeres son 182, el 60% de los cuales tenían una edad comprendida entre 8 y 14 años. Son 235 los autores de los abusos, entre ellos 173 sacerdotes, nueve diáconos, cinco agentes de pastoral y 48 personas del ámbito escolar. Son estas las cifras del informe sobre los abusos del clero en la Iglesia de Múnich, elaborado por el bufete de abogados Westpfahl Spilker Wastl por encargo de la archidiócesis en febrero de 2020.
El informe fue presentado esta mañana en una conferencia de prensa de dos horas en la «Haus der Deutschen Wirtschaft», a la que asistieron representantes de la diócesis, pero no el cardenal Reinhard Marx. También estuvieron presentes miembros del consejo de víctimas de abusos de la archidiócesis. Durante la reunión, el abogado Martin Pusch, director del bufete de abogados encargado, y la abogada Marion Westphal leyeron extractos de las más de mil páginas.
En más de un año de trabajo, el informe se centró en el tratamiento de los casos de abusos del pasado mediante entrevistas con las víctimas y los responsables. De las 71 personas entrevistadas, 56 respondieron a la solicitud. Las declaraciones se compararon a finales de agosto de 2021. Según los expertos, el número de delitos no denunciados sería «considerablemente mayor».

La gestión de los arzobispos

En particular, el informe repasa la gestión de los sucesivos arzobispos de Múnich: Michael von Faulhaber, Joseph Wendel, Julius Doepfner, Joseph Ratzinger, Friedrich Wetter y Reinhard Marx. El papa emérito Benedicto XVI, que fue arzobispo de Múnich de 1977 a 1982, también fue examinado en sus años como prefecto de la Congregación para la Doctrina de la Fe.
La comisión independiente habría identificado cuatro casos ocurridos durante el ministerio del entonces cardenal Ratzinger, y los responsables de los abusos siguen en sus cargos. Los redactores del informe creen que hubo alguna responsabilidad, mientras que el Papa emérito -según ellos- respondió a las preguntas y dijo que no tenía conocimiento de la situación. El caso más llamativo, el de un sacerdote de la diócesis de Essen que luego fue trasladado a Múnich, ya se conocía desde 2010.

La Iglesia de Múnich decidirá el 27 de enero

El cardenal Marx, dijo Pusch en la conferencia, debería ser culpado por los «errores» en su conducta en relación con dos casos de abuso en 2008. Ha habido un aumento significativo en el número de quejas desde 2015. El contenido del informe no fue conocido por los dirigentes de la archidiócesis de Múnich hasta su publicación, con la excepción de algunas informaciones en la prensa alemana. La Iglesia de Múnich comentará el contenido del informe «tras un primer examen» el jueves 27 de enero.

Declaración de Matteo Bruni

El director de la Oficina de Prensa de la Santa Sede, Matteo Bruni, dijo a los periodistas: «La Santa Sede cree que debe prestar la debida atención al documento, cuyo contenido se desconoce actualmente. En los próximos días, tras su publicación, examinará adecuadamente sus detalles». «Al reiterar su sentimiento de vergüenza y remordimiento por los abusos de menores cometidos por clérigos», dice la nota del Vaticano, «la Santa Sede asegura la cercanía a todas las víctimas y confirma el camino emprendido para proteger a los más jóvenes garantizándoles ambientes seguros».

Declaración de Gänswein

Mons. Georg Gänswein, secretario particular del Papa emérito, dijo a los periodistas: «Benedicto XVI no ha conocido el informe del bufete Westpfahl-Spilker-Wastl, que tiene más de mil páginas, hasta esta tarde. En los próximos días examinará el texto con la atención necesaria. El Papa emérito, como ya ha repetido varias veces durante los años de su pontificado, manifiesta su conmoción y vergüenza por los abusos a menores cometidos por clérigos, y expresa su cercanía personal y su oración por todas las víctimas, algunas de las cuales ha conocido con ocasión de sus viajes apostólicos».

Continue Reading

Culto Católico

«Hay una gran ternura en la experiencia del amor de Dios»

Published

on

«La ternura es algo más grande que la lógica del mundo. Es una forma inesperada de hacer justicia», afirmó durante la catequesis de la audiencia general dedicada a San José como padre en la ternura.

En su catequesis sobre «San José como padre en la ternura», el papa Francisco –en el ámbito de su audiencia general del tercer miércoles de enero– recordó que los evangelios no dan detalles del modo en que ejerció su paternidad.
Sin embargo, podemos «intuir –dijo– que el hecho de haber sido un hombre justo influyó en la educación que le dio a Jesús, al que vio crecer en sabiduría, en estatura y en gracia».
También destacó que el Señor usaba con frecuencia la palabra «padre» para hablar de Dios y de la ternura con que nos ama. De ahí que haya manifestado: «Es hermoso pensar que el primero en transmitir a Jesús esta realidad haya sido José, que lo amó con corazón de padre».
Además, Francisco recordó que, en la parábola del Padre misericordioso, Jesús hace referencia a la paternidad de Dios que, «sin detenerse en los errores de su hijo, lo acoge con ternura y alegría, con una actitud desbordante y gratuita de amor y de perdón que supera toda lógica humana».
«Podemos preguntarnos si dejamos a Dios que nos ame con esa misma ternura para que, llenos de su amor, seamos capaces de amar así a los demás», agregó.
Por otra parte, el Santo Padre aludió a su carta apostólica Patris corde en la que reflexiona, precisamente, sobre este aspecto de la personalidad de San José: «Como hizo el Señor con Israel, así él le enseñó a caminar, y lo tomaba en sus brazos: era para él como el padre que alza a un niño hasta sus mejillas, y se inclina hacia él para darle de comer».
Mientras al afirmar que muchas parábolas tienen como protagonista la figura de un padre, el pontífice dijo que de entre las más famosas está la del «Padre misericordioso», que relata el evangelista Lucas. Parábola en la que se subraya, además de la experiencia del pecado y del perdón, la forma en la que el perdón alcanza a la persona que se equivocó.
«La ternura es algo más grande que la lógica del mundo. Es una forma inesperada de hacer justicia. Por eso no debemos olvidar nunca que Dios no se asusta de nuestros pecados, de nuestros errores, de nuestras caídas, sino que se asusta por el cierre de nuestro corazón, de nuestra falta de fe en su amor»
Por esta razón el obispo de Roma dijo a los fieles y peregrinos que se dieron cita en el Aula Pablo VI de la Ciudad del Vaticano, que «hay una gran ternura en la experiencia del amor de Dios». Y añadió lo bonito que es «pensar que el primero que transmite a Jesús esta realidad haya sido precisamente José»: «De hecho, las cosas de Dios nos alcanzan siempre a través de la mediación de experiencias humanas».
Entonces –prosiguió el Papa– podemos preguntarnos si nosotros mismos experimentamos esta ternura, y si a su vez nos convertimos en testigos de ella. Y tras afirmar que «la ternura no es en primer lugar una cuestión emotiva o sentimental», sino «la experiencia de sentirse amados y acogidos en nuestra pobreza y miseria» y, por lo tanto, «transformados por el amor de Dios».
«Dios no confía sólo en nuestros talentos, sino también en nuestra debilidad redimida».
Por último, el Santo Padre afirmó que hace bien «mirarnos en la paternidad de José y preguntarnos si permitimos al Señor que nos ame con su ternura, transformando a cada uno de nosotros en hombres y mujeres capaces de amar así»; puesto que, «sin esta revolución de la ternura, corremos el riesgo de permanecer presos en una justicia que no permite levantarnos fácilmente y que confunde la redención con el castigo».
«Por esto, hoy quiero recordar de forma particular a nuestros hermanos y a nuestras hermanas que están en la cárcel. Es justo que quien se equivocó pague por su error, pero es igualmente justo que quien se equivocó pueda redimirse del propio error».
Y concluyó con una sentida oración al custodio del Redentor: Oración a San José.

Continue Reading

Las más leídas

Diario Castellanos

Diario Castellanos de Rafaela, Santa Fe, Argentina.

Teléfonos: 578222 / 578221 / 506598
Dirección: Mitre 366
Correo: redaccion@diariocastellanos.net


Fundado el 7 de septiembre de 1938.

Diario Castellanos

Copyright © 2019 Diario Castellanos. - Mail: editoradelcentro@diariocastellanos.net