Connect with us

Deportes

En la vereda opuesta

Publicado el

Walter Otta hoy entrenador de Atlético // CASTELLANOS

Mañana en Campana se dará una situación muy particular: Walter Otta y Lucas Bovaglio enfrentarán al club donde son ídolos y símbolos deportivos. Sentimientos encontrados durante 90 minutos.

Diego Oviedo – El de mañana no va a ser un partido más para los entrenadores de Atlético y Villa Dálmine. Es que enfrente tendrán a las instituciones donde sus figuras se acercan a la idolatría, donde sus pasos como jugadores y entrenadores dejaron huella y donde las puertas estarán siempre abierta. Lucas Bovaglio es para la Crema lo que Walter Otta es para el Viola. Juveniles surgidos en la institución, consagrados como futbolistas con campeonatos históricos y vuelta al club para ser entrenadores. Pero, ésto va más allá de los resultados, ya que el sentido de pertenencia de ambos hacia el club que los vio nacer, los ubican en un pedestal que pocos pudieron alcanzar.
Lucas Alfredo Bovaglio nació el 19 de abril de 1979 en Rafaela y Atlético fue su segunda casa desde muy chico, surgiendo desde Infantiles, pasando por Inferiores y llegando a Primera el 18 de mayo de 1997, día que debutó en la derrota ante San Martín de San Juan por 3 a 0. A partir de allí defendió la camiseta del club de sus amores durante 13 temporadas y 277 partidos, convirtiendo 17 goles y siendo con Iván Juárez los únicos dos jugadores que lograron ascender dos veces a Primera División con la Crema.
Luego de retirarse con la camiseta de Talleres de Córdoba, en la institución cordobesa empezó su carrera como entrenador y luego de consagrarse campeón en la Reserva de Superliga, volvió a su casa para dirigir al equipo en su regreso a la Primera «B» Nacional. Fue una temporada irregular, donde durante mucho tiempo fue líder y peleó por el ascenso, pero una seguidilla de malos resultados lo dejaron afuera después de 21 partidos donde consiguió el 51% de los puntos en juego. Más allá de ese final, nadie en barrio Alberdi pondrá en duda lo que Bovaglio le dio a Atlético, sabiendo que el fútbol a veces no sabe de sentimientos y los resultados mandan.
Walter Nicolás Otta nació el 20 de diciembre de 1973 en Río Tercero, Córdoba, y debutó en 1992 en Villa Dálmine, el club de Campana que se terminó convirtiendo en «su» lugar en el mundo. Allí tuvo dos pasos como jugador, logró un ascenso a la Primera «B» Metropolitana y una vez finalizada su carrera como jugador, volvió para ser entrenador. Y allí lograría la gloria eterna, ya que también dejaría su sello como entrenador campeón.

Lucas Bovaglio, actual entrenador de Villa Dálmine

«Tengo un sentimiento grande con el club. No hace falta aclararlo. Es un club al que conozco mucho, es mi casa. Habremos hecho algo bueno en el club para que los dirigentes en su momento vuelvan a pensar en nosotros» declaraba Otta cuando se le consultaba sobre Dálmine.
Mañana, durante 90 minutos los sentimientos de uno y de otro deberán quedar de lado. Este sábado, Bovaglio intentará ganarle a Atlético y Otta a Dálmine. Una vez que Lucas Novelli marque el final del partido, la gratitud hacia ellos volverá a ser la misma. Los resultados pasan, el amor por los colores no.

Continue Reading
Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Copyright © 2019 Diario Castellanos. - Mail: editoradelcentro@diariocastellanos.net